Photoshop vs GIMP: diferencias y cuál es mejor para editar fotos

photoshop vs gimp

Cuando estamos hablando de modificar imágenes, photoshop es el primer programa que le viene a la cabeza a todo el planeta. Es el más destacable editor del mercado, ofreciéndote opciones creativas infinitas para imágenes, logos, o texto. No obstante, el software es de pago, y la preferible opción gratis que hay es gimp (GNU Image Manipulation Program). Vamos a investigar las primordiales diferencias entre uno y otro y cuáles son sus fortalezas.

Índice

    Photoshop vs Gimp

    Photoshop no solo fue el primer programa que dejaba modificar imágenes de forma profesional, sino que también fué siempre el más destacable. Ese es la causa de que la mayor parte de los manuales o compañías lo utilicen, debido a que tiene 29 años a sus espaldas. Tanto es de esta forma, que nuestro verbo «photoshopear» o «chopeo» es el que se utiliza para comentar de una foto editada.

    El software fué progresando versión tras versión, y el ser tan complejo echa para atrás a varios individuos. Por esto, gimp tiende a ser la preferible opción completamente gratis y simple de hallar sin muchas adversidades, y que facilita llevar a cabo una extensa variedad de ediciones en las fotografías.

    Precio

    La primera distingue entre los dos programas es el valor. Bajar gimp es tan simple como proceder a gimp.org/downloads y seleccionar la edición torrent o de descarga directa. En la situación de photoshop, debemos abonar. La alternativa más confortable es la del plan fotográfico de Adobe, que tiene dentro photoshop y Lightroom por 12,09 euros al mes, con prueba gratis de 30 días.

    Curva de estudio e interfaz

    La curva de estudio de uno y otro programa es sutilmente diferente, pero en esencia es muy similar. En photoshop la curva de estudio es a lo mejor más alargada, debido a que, aunque hay algunas utilidades que te hacen más fácil su uso de primeras, pero para ser un maestro es requisito tirarle centenares de horas, siendo aconsejable llevar a cabo un curso o ver multitud de manuales.

    gimp no es tampoco simple de utilizar, y de hecho es difícil hallar muchos manuales como hay para photoshop. En las manos correctas se tienen la posibilidad de hallar los mismos resultados que en photoshop con gimp, pero necesita llevar a cabo las cosas de forma diferente. photoshop tiene el punto plus de que tiene sustento técnico dedicado, y con gimp te tendrás que buscar la vida si te quedas atascado o no encuentras una utilidad.

    A nivel de interfaz, los dos son muy parecidos, debido a que gimp se basa un poco en el aspecto de photoshop, ofreciendo modo oscuro y menús y barras con iconos de manera muy similar a la de photoshop. En los dos casos puedes ocultar partes de el diseño para que no te llenen la pantalla. Comúnmente gimp tenía muchas ventanas en vez de integrarlo todo en una plataforma de trabajo, y de a poco fueron tendiendo a esto último.

    Aunque sean muy parecidos, es considerable que elijas bien con cuál deseas estudiar, debido a que una vez aprendas a conducir uno tendrás que acostumbrarte al otro si deseas cambiar. Además, gimp necesita disponer distintos plugins para abrir algunos formatos, como darktable para abrir imágenes en RAW.

    Funcionalidades

    Sin importar ello, las funciones simples las poseemos cubiertas, logrando agregar texto, realizar detalles en las fotografías relacionados con el contraste, brillo, exposición, color, curvas de nivel, etc. En los dos programas podemos encontrar centenares de funcionalidades que tenemos la posibilidad de unir para hacer el más destacable contenido viable. De hecho, salvo que seas un enorme profesional, como un diseñador o un fotógrafo adelantado, en los dos programas vas a encontrar las mismas funcionalidades para hallar los mismos resultados.

    De esta forma, photoshop es el más terminado, y gimp hace un óptimo trabajo replicando su repertorio, pero hay muchas funcionalidades que se escapan. Entre otras cosas, Completar según el contenido (Content-aware Fill) no está utilizable en gimp por ser una utilidad única de photoshop, y que también ha maximizado todavía más en CC 2019. Esta funcionalidad, que rellena huecos en imágenes sin la necesidad de utilizar el tampón de clonar, es perfecto para remover contenido que no deseas ver en una foto, como personas, nubes o un sinfín de elementos.

    Paralelamente, photoshop tiene tres tipos de pinceles, en tanto que gimp solo tiene uno. Esto supone lo que decíamos antes: se tienen la posibilidad de hallar los mismos resultados, pero necesita un más grande esfuerzo. Además es viable agregar esta funcionalidad de Completar según el contenido con un plugin. Algo semejante sucede con las funcionalidades de rectificación independientes, debido a que, en tanto que la utilidad de Adobe tiene diferentes funcionalidades y todas ella con sus propios parámetros, no obstante, la iniciativa gratis, gimp, solamente tiene solo una alternativa en este sentido. Algo que, sin lugar a dudas, varios individuos podrían echar de menos de una opción frente a la otra.

    En el momento de modificar fotos, los menús de photoshop son más terminados y simples de utilizar, más que nada con Lightroom o Camera Raw. Con gimp estás obligado a ir cambiando cubierta por cubierta. Además, si deseas una más grande gama de colores, gimp no es compatible el modelo de color CMYK, algo que photoshop sí. A todo lo mencionado, hay que agregar que photoshop, aparte de ser el nivel de la industria, se integra con otro programa de la empresa, por lo cual si deseas aprenderlo con objetivos comerciales, es preferible que utilices photoshop de manera directa.

    Una ocupación que photoshop debería hacer mejor y donde gimp le sobrepasa es la oportunidad de concordar cambios entre numerosas imágenes. Aunque Lightroom facilita esto de forma facilísima, el desarrollo de las Acciones en photoshop es muy molesto y complicado, no logrando replicar con simplicidad las ediciones hechas en una foto a otra. Otra virtud de gimp es que es Portable y puedes llevártelo donde desees en un pen drive sin la necesidad de instalarlo.

    Rendimiento y simplicidad de uso

    Como hemos dicho, vas a requerir seguramente centenares de horas para ser un maestro con los dos programas. En photoshop, no obstante, esas horas de uso tienen un rédito más grande por tener más funciones, y porque muchas de ellas aceptan retocar, modificar o hacer contenido más de manera rápida. Hay inmensidad de manuales que nos comentan qué hace hasta la funcionalidad más elemental, además de que hay guías de uso básico para familiarizarnos más acelerado con los dos programas.

    A nivel de desempeño, photoshop rinde bastante superior que gimp. Con este último, de hecho, vas a ver cómo la imagen se va renderizando por partes en muchas oportunidades, como al esconder una cubierta o al llevar a cabo un ajuste como el de brillo o contraste. photoshop es fluido y no otorga ni un solo tirón. Además, photoshop está cada vez mejor mejorada para ordenadores de bajos elementos, algo donde hasta la actualidad ganaba gimp, aunque este último consume poquísima memoria RAM. gimp, en contraste con photoshop, está utilizable en Linux, en tanto que photoshop solo está utilizable en Windows y macOS.

    Otro punto positivo de gimp es que el software ocupa muy poco, con una descarga de solo 200 MB. photoshop, por su lado, ocupa unas diez ocasiones más.

    Plugins

    Los plugins nos simplifican bastante la vida. En este departamento gana photoshop de calle, más allá de que gimp soporta varios de los que están accesibles para photoshop. Estos plugins nos asisten a llevar a cabo cosas que no tendríamos la posibilidad de llevar a cabo sin ellos, o que nos llevarían incontables minutos y también horas.

    Uno de ellos es Portraiture, que facilita suavizar la piel eligiendo presets. Si no utilizamos el plugin, debemos ir realizando máscaras e ir «pintando» sobre la piel con distintos formatos de fusión de capas para suavizar la piel. Esto otorga un resultado más profesional, pero si tienes que hacérselo a centenares de imágenes comunmente es más práctico utilizar un plugin y hacer de manera automática la acción. Otros plugins muy populares son ON1 Effects, Photolemur y Luminar, los cuales son únicos de photoshop y que tienen la posibilidad de llevar tus imágenes a un nivel que seguramente no consigas si eres principiante.

    Requisitos y compatibilidad

    Otro aspecto considerable y a tomar en cuenta son los requisitos a nivel de hardware que establecen todas las utilidades. Entonces, además de si una utilidad es de pago y la otra gratis o si logramos hallar algunas funcionalidades en una u otra, es otro aspecto considerable fijarnos en este aspecto, ya que, algunos equipos se estén limitando a utilizar herramientas más ligeras por no tener la bastante aptitud como para realizar los requisitos de hardware que pide photoshop.

    Entonces, si tenemos un conjunto fuerte, no vamos a tener inconvenientes para utilizar una utilidad u otra, pero si vamos justos de elementos, entonces nuestra mejor selección va a ser gimp, debido a que es un programa más rápido y no necesita de muchos elementos como la utilidad de Adobe.

    Además, además es requisito entender que photoshop está utilizable para los S.O. Windows y macOS, que, además, son los que usan la mayor parte de los diseñadores. En cambio, gimp además está utilizable para Linux, convirtiéndose en la preferible opción para todos esos que usan el S.O. en alguno de sus distribuciones. En esta situación, para utilizar photoshop deberiamos conseguir alguna máquina virtual que nos permita su ejecución en una partición del conjunto, pero no es lo verdaderamente aconsejable.

    Alternativas a ambos

    Hay numerosas elecciones a estos dos programas, por si luego de leer esta comparativa todavía tienes ganas de evaluar otras configuraciones.

    Puede que quieras Pixelmator. Un programa que te facilita trabajar con diferentes capas y que tiene un óptimo número de filtros y efectos a nuestra disposición. Tendremos la posibilidad de cambiar varios parámetros de las imágenes, dando permiso un tipo de edición profesional. Es válido solamente para mac OS.

    Otra alternativa que te podría atraer es Paintshop Pro. Esta utilidad sirve tanto para principiantes compara los individuos más rigurosos. tiene miles de configuraciones entre las que están los efectos para las fotografías, sus utilidades para el diseño gráfico o su fuerte sistema de reconocimiento de caras.

    La tercera alternativa tiene la posibilidad de ser Luminar. Es una increíble aplicación que nos facilita cambiar muy de forma sencilla el tono, los datos, la exposición, la hondura y el color de nuestras imágenes. Esta utilidad tiene Sabiduría Artificial con la que es viable utilizar incontables cambios y rectificaciónes de una forma demasiado simple y consiguiendo resultados verdaderamente satisfactorios. Es una increíble aplicación que tiene numerosas ediciones con diferentes agregados y que se tiene la posibilidad de tener desde 69 euros, en un pago exclusivo y para toda la vida, sin la necesidad de dependen de pagos por mes.

    Conclusión

    Al fin y al cabo, la conclusión es muy lógica: photoshop es preferible en todo, desempeño, simplicidad de uso, plugins y funciones. Sin importar ello, es de pago, y si no vas a utilizar todas las funciones y sencillamente deseas comenzar a tantear con la foto o la construcción de contenido, con gimp vas a tener más que bastante.

    Eso sí, ten en cuenta que, si al final vas a pasarte a photoshop, es preferible comenzar de manera directa en él para no tener que ajustarte más adelante. gimp sigue creciendo con actualizaciones gratis y plugins desarrollados por la red social para replicar muchas de sus funcionalidades, pero siempre va a ir un paso por detrás en la enorme mayoría de funciones.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

    Subir

    Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Política de Cookies